• This game is under the Supernatural & Horror genres.
  • The game system is Call of Cthulhu version 5.5.
Sub terra et super caelum
Valparaíso, 1912.

Hace 3 años, el arquitecto de origen italiano Ettore Petri (58 años), residente en el Cerro Castillo de Viña del Mar, formó un club social con otros personajes locales para conversar de distintos temas de filosofía, historia, arte y cultura. Ya retirado como arquitecto, Ettore es un aficionado a la filosofía, la literatura clásica y la arqueología, por ello contactó a distintas personas de cierto nivel cultural y curiosidad intelectual para formar una asociación que, a diferencia de otros clubes sociales de la ciudad, no se obsesiona con las minucias de la política nacional o los cahuines de la socialité, sino que se dedica al debate cordial de temas más eruditos.

Con el tiempo este grupo fue bautizado como el “Club filosófico de Cerro Castillo”. Club famoso por sus tertulias culturales en donde se discutían variados temas, desde la ética de los filósofos griegos hasta las últimas novedades del psicoanálisis de Freud, pasando la caída de Roma, los pintores flamencos y la teoría de la evolución de Darwin. La conversación era acompañada por el son de Beethoven, reproducido en el gramófono de Petri (un nuevo y sorprendente invento), por el violín o el piano si algún invitado se animaba, y por la ingesta -usualmente moderada- de vino o brandy.

Hace un par de años que Ettore Petri financia algunos proyectos arqueológicos en distintas partes de Chile. Uno de los que más ha llamado su atención fue el descubrimiento de unas ruinas bajo tierra en el Desierto de Atacama. Hace seis meses Petri partió al norte, para unirse a Ricardo Góngora, profesor de la Universidad de Chile, y a un grupo de arqueólogos de la Universidad de Miskatonic, USA, en una excavación financiada conjuntamente por Petri y dicha Universidad norteamericana. Petri regresó hace Valparaíso hace dos semanas, pero se lo ha visto poco en público, y no ha habido tertulias en su casa.

Esta mañana (miércoles 24 de Junio, 1912) los personajes reciben un preocupante telegrama de su esposa, doña María Jesús de Petri Echavarren, enviado durante la tarde del día de ayer (martes 23), que dice “Estimado amigo: algo extraño y preocupante le ha pasado a Ettore, necesito urgentemente a sus más cercanos. Favor venir mañana, cuanto antes puedas, a la casa. Te ruego guardar discreción y no comentar esto a nadie más.”